DO RIBERA EST TOP
...con estilo

La amistad y el amor

Por:  Sylvia A. Agostini
 

Estamos de celebración por el Día del Amor y la Amistad y en esta ocasión queremos destacar que la amistad es una de las formas más importantes de demostrar nuestra capacidad de amar. Puedes o no tener la suerte de contar con una buena pareja, pero la relación que existe entre buenos amigos es sumamente importante hasta para cuando tienes dificultades en el amor.  Y, es que un buen amigo, aun en la distancia, está dispuesto a escucharte y darte apoyo y que cuando está cerca te permite descansar sobre su hombro.

Es posible que hayas compartido más con un buen amigo que con alguien al cual te unan lazos sanguíneos, aunque hay ocasiones en que tu mejor amigo es un familiar.  La realidad es que tú escoges al amigo o te escogen a ti, para acompañarse en algún momento importante de sus vidas y el tiempo permite que se demuestren las virtudes del buen amigo que describimos a continuación:

Cualidades del Buen Amigo:

  • Respeto – Aceptación y afinidad aun cuando son distintos
  • Equilibrio – Se complementan y mantienen balance y espacio
  • Confianza – Ha demostrado que puedes creer en él
  • Generosidad – Te ofrece ayuda física, moral y económica en momentos oportunos
  • Fidelidad – Nunca te ha fallado y está siempre cerca
  • Comprensión – Han logrado mantener cierta complicidad y no te juzga
  • Reciprocidad – Los esfuerzos para mantener la amistad son mutuos
  • Asistencia – Ha dispuesto de su tiempo para estar a tu lado cuando estás enfermo o pasando algún dolor
  • Solidaridad – Ha colaborado contigo y te ha ayudado a subsistir en medio de la dificultad.

El buen amigo demuestra sus kilates cuando ante el impacto de un momento de crisis en tu vida, te acompañan y se solidariza con tu situación para enfrentar la adversidad. De esa forma va creciendo la confianza y tu misma disposición a reciprocar, estrechando los lazos de amistad que permite que se comuniquen, que se consulten y que se apoyen. De otra parte, siempre hay que agradecerle a la vida por los que quedan atrás aunque no haya habido esa “correspondencia” o te hayan decepcionado, porque de todas formas compartieron buenos momentos y algunas enseñanzas.

Todo lo que nos ocurre es por algún motivo y cada amigo ocupa un lugar importante para nosotros. En resumen, según hemos leído, “Ser amigo es interpretar miradas, entender silencios, perdonar errores, guardar secretos, prevenir caídas y secar lagrimas…”.

Es importante que tomemos en consideración lo sencillo que puede ser confundir un buen amigo con un agradable conocido y, por la necesidad de afecto de alguna de las partes, crear expectativas infundadas que pueden conducir a decepciones.  Y, es que cuando faltan varias de las cualidades antes descritas, realmente no ha existido un buen amigo, sino alguien que disfrutó sólo de alguna de éstas que puedes poseer tú o él que se valoraron en algún momento.

Por lo anterior, si es necesario, deja atrás aquello que detiene tu paso y te limita; permite que permanezcan contigo un puñado de buenos amigos que te hagan sentir feliz…   Siempre habrá tiempo para aprender a hacer amigos que valores y te valoren.

Más importante que nada, asegúrate de honrar el verdadero sentido de la amistad demostrando las cualidades que la distinguen.  Recuerda que puedes ser para otros la diferencia entre sentirse feliz o triste, atendido o abandonado, apoyado, respetado o humillado.

Sin duda alguna, la amistad tiene mucho de amor, porque se trata de saber compartir lo mejor de nosotros con ese que se mantiene a tu lado, en las buenas y en las no tanto. Y, por si acaso, que quede claro que, entre enamorados, la amistad con la pareja es imprescindible para que ambos se sientan felices, en cualquier etapa de la vida en que se encuentren.


Comments are closed.

Back to Top ↑