MITSU PHEV HUM TOP
...humanitarios

Hablemos de la Paz

Por: Ivelisse Agostini

“Los años no pasan en vano” es una frase que algunas veces usamos de forma trivial, cuando nos referimos a algo meramente físico, como las arrugas. Sin embargo, para aquellos que además del cuerpo, cultivan mente y espíritu, esa frase está muy ligada a los cambios que van sucediendo en nuestra forma de pensar, en nuestras actitudes y propósitos, en lo que queremos para nuestra vida.

Y, es que luego de ser tal vez rebeldes y afanosos en nuestra juventud, de querer llevarnos el mundo por delante, en ocasiones dictados por lo que otros esperan de nosotros, pasamos a conocer lo que son nuestros verdaderos sueños y propósitos. El abanico puede ser amplio y en su momento llenarnos de nuevas energías para alcanzar metas que podemos ir o no logrando, con satisfacciones y frustraciones que se suceden mientras los años pasan. Evidentemente, en la medida en que tratemos de ver siempre el vaso medio lleno, habremos de seguir adelante con entusiasmo para afrontar los retos, disfrutar los triunfos y aceptar las derrotas.

Llegada la curva de los 50, todos, todos, descubrimos que los años no pasan en vano, tanto en lo físico, como en lo mental y espiritual, pero no todos descubren que somos un todo, que une esos tres elementos. Dicho esto, y sin entrar en el detalle de a qué da más importancia cada uno de nosotros, la realidad es que lo que debe preocuparnos es el TODO y la medicina que no puede faltar para mantener tu físico, tu mente y tu espíritu se llama PAZ. El detalle es comprender que vivir en PAZ es el mejor regalo que nos puede dar la vida y lo que debemos valorar como un tesoro. Y, sí, nuestra salud física, mental y espiritual, es mejor cuando vivimos en PAZ.

Vivir la Paz debe ser, entonces, nuestra meta y lo que, a su vez, debemos regalarle al mundo. La humanidad se ha encargado de vivir en guerra, pero cada individuo puede escoger vivir en paz. Así, un día, de repente, comenzamos a reaccionar al Jesucristo que habla de PAZ en los Evangelios, incluso, al sentido que tiene para los católicos repetir tantas veces durante la misa, lo que Él mismo dijo, “Jesús les volvió a decir: «¡La paz esté con ustedes! Como el Padre me envío a mí, así los envío yo también.»” (San Juan, 20:21).

Por su significado, paz es ausencia de confrontaciones entre personas y estar libre de temor y ansiedad ante circunstancias que se anticipan complicadas. Pero, la PAZ de la cual Jesús nos habló es total, justo la que necesitamos para ser felices y que a veces tardamos en comprender: “Os dejo la paz, mi paz os doy; no os la doy como la da el mundo. No se turbe vuestro corazón ni se acobarde.” (Juan, 14:27). Qué importante recordar esto en los momentos que vive la humanidad.

Hay infinidad de lecturas que hablan sobre la importancia de estar en Paz, pero creo que San Pablo es quien mejor describe esta necesidad y, además, nos da “la receta” para lograr la verdadera PAZ: “6. No os inquietéis por cosa alguna; antes bien, en toda ocasión, presentad a Dios vuestras peticiones, mediante la oración y la súplica, acompañadas de la acción de gracias. 7.Y la paz de Dios, que supera todo conocimiento, custodiará vuestros corazones y vuestros pensamientos en Cristo Jesús.” (Filipenses 4:6-7)

Y no nos confundamos, la PAZ no requiere apartarse del mundo, aunque en determinadas circunstancias pueda ser necesario. Se trata de intentar descubrir a tiempo cuán importante es para poder estar en el mundo, viviendo en Paz, aun en medio de la tormenta.

Al final, son muchos los inspirados que han hablado de la paz como la meta a lograr y por eso, a continuación, les incluyo algunas frases que me gustaron mucho, y que hablan de cuán importante es que descubramos que la PAZ es la meta a alcanzar.

“La paz es un don de Dios y, al mismo tiempo, una tarea de todos.” – Juan Pablo II

“Nunca obtendremos la paz en el mundo exterior hasta que hagamos las paces con nosotros mismos. – Dalai Lama

“Si alguien piensa que el ‘amor y paz’ es un cliché que debió quedar atrás en los años sesenta, ése es su problema. El amor y la paz son eternos”. – John Lennon

“La paz mundial comienza con una sonrisa.” – Madre Teresa

“Mejor que mil palabras vacías, es la palabra que trae la paz”. – Buda

“Si debe haber paz, vendrá a través del ser, no del tener.” – Henry Miller

“Hazme un instrumento de tu paz”. San Francisco de Asís

“Si quieres tener paz, evita la popularidad.” – Abraham Lincoln

“La paz es la única batalla que vale la pena librar.” – Albert Camus

“Una mente en paz, una mente centrada y no enfocada en hacer daño a otros, es más fuerte que cualquier fuerza física en el universo.” – Wayne Dyer

“Hay algo tan necesario como el pan de cada día, y es la paz de cada día; la paz sin la cual el mismo pan es amargo.” – Amado Nervo

“La paz no significa una ausencia de conflictos; siempre habrá diferencias. La paz significa la resolución de estas diferencias por medios pacíficos; a través del diálogo, la educación, el conocimiento, y también por medios humanitarios.” – Dalai Lama

“No hay camino para la paz, la paz es el camino.” – Mahatma Gandhi

“Bienaventurados los pacificadores, porque ellos serán llamados hijos de Dios.” – Jesús de Nazaret


Comments are closed.

Back to Top ↑
BODEGA HUM BOT